Los Incentivos Dominan al Mundo. Nunca al Hombre.

Ayer nos juntamos a comer con un grupo de compañeros y profesores de la facultad.

Hablamos de todo.

La economía Argentina. Donald Trump.

Y porque nunca hay que pedir budín de pan en un restaurante.

No jodo.

Premios y Castigos

También hablamos del poder que tienen los premios y castigos para dirigir la conducta humana. Los economistas les decimos incentivos.

Y eso me dejó pensando.

El Mundo se rige por incentivos porque la masa de los hombres están motivados externamente.

El ambiente (leyes, otras personas, etcetera) en que vivimos da premios y castigos por ciertos tipos de conducta.

Y algunos confunden esas sugerencias con obligaciones.

Pero no todos.

Algunas personas se rigen por su propio esquema de valores.

Reglas y estándares de conducta autoimpuestos. No necesitan los de otros.

En un momento uno de mis Profesores dijo que el mundo perdió su dirección moral.

El Mundo puede ser. Una generación reemplaza a otra, y a veces la calidad no es la misma.

Pero nunca el hombre. Sí uno pierde su moral es porque nunca la tuvo.

Los Incentivos hacen al Mundo. El Carácter al Hombre.

Los incentivos son importantes porque los caminos difíciles no son populares. Lo “bueno” se hace popular si es fácil.

Hay que trabajar los incentivos. Porque las empresas, las universidades y los paises no viven de la moral.

Pero el Hombre no vive de otra cosa.*

 

*Agua y comida, tal vez.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s