Apuestas asimétricas, opciones y Bitcoin

Una apuesta simétrica es, por ejemplo, apostar a cara/cruz por $50. Si sale lo que elegiste, ganas $50. Sino, perdes $50.

Una apuesta asimétrica, en cambio, es una apuesta que tiene una diferencia entre lo que podes perder (downside) y lo que podes ganar (upside). Esto suele darse en situaciones donde la probabilidad de que se de una u otra situación es también diferente. Es decir, las probabilidades no son “cincuenta y cincuenta”. En las finanzas, las apuestas asimétricas se conocen como opciones.

Hay dos tipos de apuestas asimétricas:

  • Una apuesta que tiene un perdida limitada y una ganancia enorme.. En éstos casos la posibilidad de ganar es baja. Pero el resultado de ganar lo compensa. Por ejemplo, la lotería. El ejemplo no es del todo exacto porque en la lotería la “casa” tiene las opciones en su favor. Pero es para que se entienda de que estoy hablando.
  • Y la inversa. Ganancias limitadas y pérdidas enormes. La posibilidad de perder es chica pero los costos son enormes. Un ejemplo son las compañias aseguradoras que se dedican a cubrir riesgos de catástrofe. Su ganancia es segura pero está limitada a lo que le cobran a sus clientes. Es poco probable que pierdan dinero. Pero si se da, las sumas pueden ser exorbitantes.

 

Comprar un Bitcoin hoy (o una fracción más chica) es una apuesta del primer tipo. La pérdida está limitada al precio pagado (hoy, unos 400 dolares). La ganancia, por otro lado, puede ser astronómica. Es poco probable que Bitcoin se vuelva una moneda de uso común en el futuro. Pero si pasa, el cielo es el límite para su precio.

Sigue leyendo

Anuncios

Tu Plata o Tu Vida

Tu vida esta hecha de tiempo. Trabajar es vender tu tiempo. Por ende, trabajar es vender tu vida. Y la estas vendiendo por lo que sea que compres con tu salario.

Lo podes ver al revés. Cada vez que compras algo estas vendiendo una parte de tu vida. Entonces, conviene prestar atención a lo que compras.

Esta es la idea principal del libro Your Money or Your Life (Tu Dinero o Tu Vida). El libro describe 9 pasos para poder incorporar está idea en tu vida.

El paso más importante es calcular tu verdadero sueldo por hora. Que incluye el tiempo de traslado, la plata que no gastarías sino tuvieras ese trabajo (trajes, almuerzos en el trabajo, psicólogo y antidepresivos), los cursos de actualización, etcétera.

Una vez que sabes cual es tu verdadero sueldo por hora podes saber cuanto tiempo de tu vida significa cada compra. Ejemplo. Tu sueldo por hora te da $50 y un café con medialunas te sale eso. Eso significa que el café te cuesta una hora de tu vida.

Consumo consciente

Más allá de las opiniones personales de los autores, el método en sí no es anticonsumo. El planteo es de un consumo consciente. La idea es que consumas sabiendo no sólo los beneficios de lo que compras (tomar el café) sino de sus costos reales (en tiempo de tu vida).

Porque si la pregunta para comprarte una lancha es si la vas a disfrutar, no hay mucha decisión que hacer. Dámela. Ahora  pensar la lancha como 2 años de tu vida es muy distinto. Por ahí lo compras igual. Si el valor que te da algo es mayor al valor que le das al tiempo necesario para comprarlo, lo compras. Sino, no. Pero vas a ser consciente de lo que estás pagando.

Por eso digo que el libro plantea un consumo consciente. Aplicar el método de éste libro puede ayudar a cualquiera a alinear sus gastos con sus prioridades en la vida. Y parece una buena herramienta para asesores financieros para ayudar a sus clientes a ahorrar más.

Sigue leyendo